04 diciembre 2006

Tamaño compromiso, Compañero Hugo.

o Reflexiones de un humilde seguidor suyo.-

Por: Ricardo José Abud
Tomado de: CHAMOSAURIO


Anoche esperaba con ansiedad sus palabras Compañero, quería ser testigo de uno de los momentos más grandes de la historia política de Venezuela.

Solo esperar que se asomara al Balcón del Pueblo y se dirigiera a esa mayoría aplastante que todavía cree en usted, me certifico, valió la pena el esfuerzo. Debo reconocer que me emociono su discurso como nunca, en medio de rumores, zozobra, tensión y desconcierto, me centraba en cada una de sus palabras, creo ha sido uno de sus discursos mas emotivos que le he escuchado pronunciar.

Hoy puedo decirle que no tenemos excusas para fallar, las tensiones desaparecen, no hay grito de fraude, hay reconocimiento y los resultados se han aceptado. Su discurso encierra grandes verdades. Anoche desenvaino dos espadas una contra, la corrupción y otra contra la burocratización, creo le falto una tercera en contra de la inseguridad y la cuarta en contra de la impunidad. Dios permita que no sea retórico su discurso, y que las palabras pronunciadas el día de ayer no se las lleve el viento.

Soy un ferviente convencido que usted conoce mejor que nadie lo que esta pasando en nuestro país, no creo en el discurso de algunos “camaraditas” de que usted no esta al tanto de todo lo que sucede en el país, no, nada de eso. Usted sabe muy bien lo que aquí acontece, que discurso tienen los Gobernadores y diputados Hummer, y su buen vivir producto del saqueo al erario publico, creo que usted compañero Hugo ha dado un viraje trascendental (muy poco apreciado por las grandes mayorías), en la lucha contra el flagelo de la corrupción, sus últimos cambios en el gabinete así lo dicen y así lo percibo, asesino revolucionariamente los privilegios de aquellos que disfrazados en discurso y palabra nos mienten y conducen nuestro proyecto político por el despeñadero, secuestrando el clamor popular de ser libres y democráticos, alimentando la dedocracia en el seno de poder popular.

Surgen dudas compañero presidente, ¿Qué hacer con el Contralor General de la Republica, uno de los personajes mas grises de los poderes constituidos? ¿Que hacer con el Defensor del Pueblo? ¿Que hacer con la burocracia de la Fiscalia General de la Republica, de ministerios entre otros? ¿Que hacer con ese pequeño monstruo (pervertido, unipersonal y cargado de vicios) recién creado como lo es la Solvencia Laboral?

Usted compañero Hugo debe profundizar los cambios en el aparato del estado venezolano y adecuar la estructura administrativa de manera mas funcional en conjunción con los cambios políticos que planea el ejecutivo, no podemos hablar de revolución con una estructura burocrática tan hipertrofiada, debemos refundar el aparato administrativo y con ello garantizar los cambios de la revolución socialista de la nueva era, sin ello iremos inevitablemente al fracaso.

Debemos igualmente depurar la revolución de Gobernadores, alcaldes, diputados ineptos e ineficientes, es necesario promover referéndum en todos aquellos estados y municipios donde por demás sabemos que los que están, no deben estar y defenestrarlos de todo cargo de responsabilidad pública, eso es parte de la JUSTICIA SOCIAL que tanto reclamamos, hemos sido fiel a usted compañero presidente, creemos en usted, ayúdenos a depurar la institucionalidad con el rigor que la coyuntura que vivimos reclama, ya esta bueno de tanto incapacidad. No creemos en los partidos políticos, creemos es en usted, allá ellos (los partidos políticos) que creen que sacaron votos, los votos son todos suyos, estaba su cara impresa en esos tarjetones, de ahí la votación que ellos registraron.

La administración publica esta plagada de testaferros de miseria revolucionaria, de mercaderes del personalismo burgués, de hacedores de la trampa, de traficantes de la corrupción, en su gran mayoría cargos 99, la responsabilidad de este acto de insurrección silenciosa, es de sus ministros, que amparados en la majestad por usted conferida, se han lucrado de manera obscena y han contribuido a exaltar la inmoralidad de la corrupción, corte cabeza sr. Presidente, ellos (sus ministros) no tiene las bolas para poner sus cargos a la orden, viven y disfrutan el poder para beneficio propio, no contribuyen con el bienestar social, la responsabilidad suya es también inequívoca en este particular, usted Sr. Presidente ha rotado la ineficiencia por el tren ministerial, no basta su fidelidad a este proyecto, es necesario dar respuestas a ese pueblo de a pie que reclama una vida digna.

Caso a parte, la cuidad capital donde el olvido y la desidia ha sido el sinónimo de sus gobernantes, hoy Caracas esta mas llena de basura que nunca, no por que se produzcan mas basura que ayer, por el contrario, no hay espacios libres para los transeúntes, no hay soluciones, solo promesas, es muy insegura nuestra capital, permítanos vivir de manera digna y decente, donde las aceras sean nuestras, donde la basura no sea problema y la otrora belleza y orgullo de ser caraqueños nos sea devuelta, caminar seguros y sentirnos libre verdaderamente.

El culto a la personalidad (jalabolismo medieval en la quinta) es otro mal a conjurar de las entrañas de nuestra revolución, debemos frenarlo por malsano y por groseramente oportunista.

Es necesario reglamentar los salarios, es triste ver los salarios tan elevados y escandalosos de algunos funcionarios públicos (y aun así se corrompen) y compararlo con el salario mínimo, la desigualdad es abismal.

Más decepcionante es ver cuando recorro las calles de nuestra ciudad, y me percato de la elocuencia, arrogancia y prepotencia de los revolucionarios de la cuarta hoy convertidos en adecos-copeyanos de la quinta (por su forma de vivir y de restregarnos en nuestra cara que ya no son pelabolas), no hablar de la cantidad de escoltas y el irrespeto a las leyes.

Compañero Hugo, que compromiso tan grande tienes, nada envidiable por cierto, pero sabes cuentas con un pueblo que te quiere, y que entiende que eres uno de los que puede acabar con tanto bochinche, por eso te reelegimos, por que entendemos que vas acabar con todos los desmanes y vicios de los oportunistas, y darnos una revolución verdadera que nos permita gritarle al mundo, lo grande que somos como nación.

Confiamos nuevamente en ti Hugo, no nos decepciones, no hay tiempo para blandenguerías, el pueblo venezolano reclama una nueva era, reclama una revolución socialista. Profundizar el proceso no significa radicalizarlo, sino depurarlo y refundar su institucionalidad.

Estamos contigo HUGO..

Por: Ricardo José Abud

P.D, Públicamente quiero reconocer el acto de responsabilidad que nos brindo Manuel Rosales (otrora Chuky de mis escritos) el día de ayer, no uniéndose a las voces depredadoras del odio, Mis respetos a Manuel Rosales.


2 comentarios:

  1. Amigo, aunque no apoyé al reelecto presidente en los comicios del 3D, lo reconozco como presidente electo de la República. Aunque votamos por opciones distintas estoy de acuerdo en lo que dices, y si la mayoría quiere que Chávez sea el presidente, pues él debe ser presidente, así lo dicta la norma democrática.
    Creo que estas elecciones me sirvieron de mucho, en varios blogs he visto opiniones de adeptos al gobierno con las que concuerdo, siendo la suya, en su aspecto crítico, la que más me ha sorprendido y agradado.
    Somos hermanos de lucha, aunque diferimos en nuestra preferencia. Los dos deseamos ver una Venezuela mejor, segura y llena de orgullo.
    Saludos de parte de otro anarco-agnóstico.

    ResponderEliminar
  2. También quería preguntarte (ya que puede que sepas más sobre el asunto) ¿Cómo puedo informarme sobre el nuevo plan para la economía popular? Vi un video en YouTube sobre el nuevo sistema de trueque pero estaba editado y siento que no me terminó de informar.

    ResponderEliminar

Los comentarios sólo representan la opinión de las personas que los emiten. Son moderados y nos reservamos el derecho de publicación.